Las mentiras del amor romántico

¿Crees que el amor y el sufrimiento van de la mano? ¿Que existe una media naranja para cada persona?

¿Qué es el amor romántico?

Se llama «amor romántico» al tipo de relaciones amorosas que nuestra sociedad nos dice que tenemos que vivir. Es lo que aprendemos a través de las películas y las series de la tele, y que siempre es igual: Parejas heterosexuales que se sacrifican uno por el otro (o casi siempre, ella por él) y que viven un amor intenso que les hace sufrir. Y, como final feliz, se casan, tienen hijos y viven juntos para siempre.

¿Qué tiene de malo el amor romántico?

La cultura que consumimos cada día (novelas, series, películas, ¡incluso videojuegos!) nos muestra sólo una forma de amar, el que llamamos amor romántico, pero se olvida de otros tipos de relaciones, ¡y de las personas que eligen estar solas! Si todos somos tan diferentes, ¿por qué intentamos encajar en el mismo tipo de relaciones?

Mentira #1: Sólo el amor te hará feliz.

El amor romántico nos enseña que la felicidad depende de que encontremos a una persona que sea perfecta para nosotros, y que simplemente estando juntos ya seremos felices. Es decir, hace responsable de nuestra felicidad a otra persona, ¡y eso es una locura! Cada uno es responsable de trabajar en sí mismo y en su relación de pareja sin poner todo ese peso en la otra persona.

Autor: Pablo del Cielo

Mentira #2: El amor te hará sufrir.

Contradictorio, ¿verdad? Casi todas las películas románticas nos cuentan la historia de una pareja heterosexual en la que uno de los dos (o ambos) sufre por amor. En la realidad, todas las relaciones humanas son difíciles, y pueden tener altibajos, pero ninguna debería hacernos sufrir. Si la persona a la que amas te hace que lo pases mal, o si tú misma te castigas por su comportamiento, deberías pasar página y seguir adelante. «Quien bien te quiere te hará llorar» es una mentira con la que nos han hecho creer que tenemos que aguantar todo por amor, ¡y es mentira! ¡Tu tranquilidad y tu bienestar van primero!

Mentira #3: Las chicas soportamos todo por amor.

En la mayoría de novelas y películas de amor, ella tiene que soportar todo tipo de sufrimientos por su amado. Durante siglos nos han engañado enseñándonos que tenemos que luchar por nuestro amor aunque sea a nuestra costa, y que con paciencia y comprensión nuestro novio se dará cuenta de lo buenas que somos y cambiará para siempre y todo irá bien. Pues no.

Mentira #4: Las únicas relaciones posibles son entre un chico y una chica.

El amor romántico deja a un lado las parejas de dos chicos o dos chicas, pero también a las personas solteras que prefieren estar solas o tener varias parejas amorosas. Hay tantas formas de amar como personas, lo más importante es que todas las personas involucradas estén de acuerdo y se sientan bien en ese tipo de relación, sin hacer daño a nadie.

Mentira #5: El amor es para siempre.

El amor es algo que surge como una llama, que lo quema todo, y que se calma con el tiempo. Para algunas parejas, la pasión romántica dura toda su vida, mientras que para otras; se convierte en un amor estable basado en la amistad. Repetimos: ¡Hay tantas formas de amar como personas, y si con el tiempo vamos creciendo y evolucionando, es normal que nuestra relación también lo haga!

Mentira #6: ¡Encuentra tu media naranja!

La media naranja no existe. Tú no eres una media naranja, eres una naranja entera, no necesitas que nadie venga a completarte. Si te gusta alguien, te enamoras, se enamora de ti, comparten cosas y se divierten juntos, ¡maravilloso! Pero nunca estarás «a mitad» si eso no ocurre, o si ocurre y sale mal.

Un comentario en “Las mentiras del amor romántico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *