Diez razones para celebrar el Orgullo LGTB

Junio es un mes de reivindicaciones que culmina hoy con el Día del Orgullo LGTB.

Hoy se celebra el Día del Orgullo LGTB, un día en el que se celebra la diversidad, el amor, la libertad y el apoyo mutuo. Es un día para recordar a quienes lucharon por los derechos de la comunidad LGTB y para reunir fuerzas para seguir luchando. Pero quizás no tienes muy claro por qué en pleno 2018 sigue haciendo falta celebrar el Día del Orgullo, ¿verdad? ¡Aquí te damos algunas razones por las que sigue existiendo este día!

1. La homosexualidad es delito en 72 países, y en ocho se castiga con la pena de muerte. Sí, en pleno 2018 estar enamorado de alguien de tu mismo sexo puede llevarte a la cárcel e incluso acabar con tu vida.

2. La lucha por los Derechos Humanos en la comunidad LGTB se remonta a muchas décadas atrás. Cada 28 de junio se rememora uno de los momentos claves de esta lucha, los disturbios de Stonewall.

3. La transexualidad dejó de ser considerada una enfermedad ¡hace apenas unas semanas!

Avery Jackson habló hace unos años sobre ser una niña transgénero

4. Es una oportunidad para cualquier persona homosexual, bisexual o trans de reclamar sus derechos y hacerse ver a través de las manifestaciones que se celebran en muchas ciudades. También es una oportunidad para quienes no forman parte de la comunidad LGTB pero que apoyan su lucha (llamados “aliados”) para apoyarles y acompañarles.

5. La posibilidad de que una persona trans cometa suicidio es 20 veces más alta que la posibilidad de que lo haga alguien cisgénero (es decir, alguien que no se considera transgénero). Esto ocurre por el acoso y la discriminación que sufren y la poca comprensión que reciben por parte de su entorno y de las instituciones (por ejemplo, hospitales).

6. ¿Cuántas veces has escuchado expresiones como “matrimonio gay” o “pareja de lesbianas”? Este tipo de frases hacen que, inconscientemente, creamos que no es lo mismo el matrimonio entre dos personas del mismo sexo que entre un hombre y una mujer, o que una pareja de dos chicas es menos importante que una formada por un chico y una chica. Hasta que no dejemos de diferenciar el amor entre chicos, chicas, o chico y chica, habrá mucho trabajo que hacer.

7. Las fiestas por el Día del Orgullo sirven para celebrar que todos somos diferentes, y que donde hay diversidad hay riqueza y fuerza. ¡Imagínate cómo sería el mundo si todos fuéramos iguales, nos gustara lo mismo y tuviéramos las mismas experiencias!

8. Muchas personas siguen pensando que ser gay, lesbiana o bisexual es “una fase”. En el Día del Orgullo se lucha para que se considere que las personas LGTB son personas completas, que no están pasando por ninguna fase, sino que se conocen y se aceptan.

9. Hasta hace poco, todas las palabras que hacían referencia a la homosexualidad o a las personas trans eran insultos, ¡y hoy en día se siguen utilizando!

10. Cada generación es más abierta que la anterior, por eso cada vez podemos tener más avances en la lucha para que todos tengamos los mismos derechos. En el Orgullo LGTB se recuerda que este trabajo no ha terminado, y que todo lo que se ha conseguido hasta ahora no sirve para nada si no se llega a la igualdad real.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *